PAREJA Y SEXUALIDAD
480
page,page-id-480,page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 
“Muchas parejas salvaron su relación gracias a nuestra terapia de pareja. Consulta nuestros testimonios, ¡Aún es pronto, luego puede ser demasiado tarde!”

LA TERAPIA DE PAREJA EN MADRID

Quizá en estos momentos por la situación de pareja que estáis atravesando, pensáis en acudir a una terapia de pareja. Los estudios han demostrado que la terapia de pareja es lo mejor que se puede hacer para salvar la relación cuando una pareja está en crisis. La terapia de pareja es la alternativa más eficaz para que podáis solucionar los problemas y salgáis muy reforzados como pareja.

Muchas parejas se divorcian o se separan sin haber quemado antes el último cartucho con la terapia de pareja. Es una pena dejar vuestra relación sin primero haberlo intentado con la ayuda de nuestra psicóloga experta en terapia de pareja Lara Ferreiro.

Ella os ayudará a superar la crisis por la que estáis pasando y vuestra relación saldrá fortalecida siendo ésta más fuerte que nunca. Consulta nuestro apartado de testimonios para saber que opinan las personas que acudieron a nuestra terapia de pareja en el centro de Psicología que tenemos en Madrid.

¿POR QUÉ NUESTRA EXPERTA LARA FERREIRO?

Nuestra terapia de pareja es de 75 minutos.

Lara Ferreiro es una psicóloga colegiada con una amplia formación en el campo de terapia de pareja.

Lara Ferreiro es psicóloga experta en terapia de pareja. Cursó el master específico en terapia de pareja en el año 2013.

Ha participado como ponente en el I congreso de relaciones de pareja que se ha realizado en Madrid en febrero del 2016.

Creadora de la escuela de parejas y solteros. Un programa de entrenamiento grupal durante 3 semanas consecutivas donde se trabaja y analiza las relaciones de pareja de cada miembro del grupo.

También ha trabajado en investigación en sus años de universidad. Creó el programa PERCEAA. Estudio experimental en más de 400 adolescentes en colegios de la Comunidad de Madrid. Se estudió cómo afectan las relaciones familiares a las relaciones interpersonales (románticas y de amistad) y al desarrollo psicoemocional en adolescentes.

Alta experiencia clínica en el área de terapia de pareja.

Impartición de numerosos talleres.

NUESTRO MÉTODO 360º

¡Analizamos tu problema de pareja desde todos los ángulos posibles para solucionarlo en el menor tiempo posible!

La evaluación e intervención que hacemos en nuestra terapia de pareja nos entrega un conocimiento total sobre el estado de cada uno de los dos miembros de la pareja y de la dinámica relacional al completo en sus diferentes áreas de funcionamiento. Gracias a nuestro método integral 360º podemos ofrecer a cada pareja la intervención personalizada más adecuada.

  • PSICÓLOGA EXPERTA

    Lara Ferreiro, es psicóloga experta en terapia de pareja con amplia formación.

  • SESIONES DE 75 MINUTOS

    Gracias a nuestras sesiones de 75 MINUTOS podemos atender a las necesidades individuales y de pareja.

  • MÍNIMO COSTE Y TIEMPO

    Ofrecemos un tratamiento integral y completo con el menor coste económico y de tiempo.

  • LA MAYOR EFICACIA

    La terapia de pareja desde el enfoque cognitivo-conductual es la más eficaz y está probada científicamente.

  • MANUAL GRATUITO

    Regalamos una guía adaptada a cada miembro de la pareja con recursos personalizados: ejercicios, lecturas, etc.

Nuestros objetivos con la terapia de pareja son:

Analizar la situación actual de pareja con una perspectiva objetiva.

Dotar a la pareja de comportamientos alternativos a la hora de gestionar los problemas.

Cambiar los pensamientos negativos sobre la relación: “mi pareja es la culpable de todos mis problemas actuales”.

Trabajar la autonomía de cada uno de los dos miembros de la pareja. Cada uno tenga su lugar y su rol claro dentro de la pareja.

Fomentar que cada miembro de la pareja se sienta responsable de su propio bienestar y decisiones.

Abrir los canales de comunicación entre la pareja que se han cerrado.

Proporcionar alternativas sanas de relación.

Identificar los puntos positivos y los factores protectores de cada uno de los miembros de la pareja y de la relación.

Resolver y gestionar los conflictos de manera eficaz.

Revisar las necesidades que tienen cada uno de los miembros de la pareja.

Resolver asuntos no tratados o causas pendientes dentro de la pareja.

Expresar cada uno lo que siente hacia su pareja de manera constructiva.

Mantener una relación positiva y sana entre ambos.

Dar un manual personalizado con recursos a cada miembro de la pareja.

PREGUNTAS FRECUENTES

1. ¿QUÉ ES LA TERAPIA DE PAREJA?

La terapia de pareja consiste en un proceso terapéutico donde se ofrece un espacio abierto, neutro y sin juicios a la pareja. En este proceso los dos miembros de la pareja se pueden re-encontrarse, comunicarse y crecer de manera individual a la vez que se fomenta un crecimiento conjunto como pareja.

No os recomendamos ignorar los problemas actuales de pareja esperando a que mejoren por sí mismos. Esto no suele ocurrir y agrava cada vez más la situación. Muchos de nuestros pacientes, una vez que han acudido a terapia de pareja en nuestro centro de Madrid, nos dicen que se podían haber ahorrado mucho sufrimiento si hubieran venido antes a nuestra terapia de pareja.

2. ¿CUÁNDO EMPEZAR UNA TERAPIA DE PAREJA?

Es muy habitual encontrarnos parejas que intentan solucionar sus problemas por si mismos o evitan acudir a terapia de pareja, esto hace que se enquiste el problema. En terapia de pareja nos encontramos con parejas que nos dicen que para ellos asumir que su relación no funcionaba era tan duro que preferían ignorarlo.

Nuestra psicóloga Lara Ferreiro (experta en terapia de pareja) recomienda que se consulte a un especialista si el malestar y los conflictos son mantenidos en el tiempo, para evitar seguir sufriendo inútilmente y así poder retomar el bienestar de pareja lo antes posible.

No tenéis que esperar a ir a terapia de pareja cuando estéis al límite. Por ejemplo, es un error tener que llegar a niveles de conflictos violentos para acudir a terapia de pareja. En esos niveles de conflicto, el sufrimiento es muy alto para la pareja y para los hijos.

Desde el centro de Psicología Lara Ferreiro creemos que las parejas felices no son aquellas que no tienen conflictos, más bien las que saben gestionar y solucionar sus problemas de manera eficaz.

3. ¿PUEDO IR YO SOLO A TERAPIA DE PAREJA, AUNQUE MI PAREJA NO QUIERA IR?

¡Claro que si!, muchas veces no contamos con la situación ideal. Puede ser que uno de los dos miembros de la pareja no tenga la motivación o disponibilidad suficiente para venir a terapia.

Desde nuestro centro de Psicología Lara Ferreiro, creemos que el cambio empieza por dentro, desde uno mismo. Por definición, “si tú cambias, el mundo cambia”, quiere decir que si tú empiezas a hacer cosas diferentes a las que habías hecho hasta ahora, habrá muchas probabilidades de que tu pareja reaccione de manera diferente a lo habitual, produciéndose así el cambio esperado.

Si acudieses a terapia sin tu pareja, se trabajaría contigo en formato de sesiones individuales con el foco puesto en tu relación de pareja. Estas sesiones son muy útiles ya que se acoge el sufrimiento de la persona, ayuda a aclarase sobre la relación, se da pautas de afrontamiento del problema y se dota de maneras alternativas de actuación. ¡Es increíble ver como tu propio proceso hace que también cambie tu relación de pareja!.

También nos hemos encontrado que el otro miembro de la relación se anima a venir a terapia de pareja a raíz de los buenos resultados que está viendo en su pareja.

4. LAS VENTAJAS DE SESIONES DE 75 MINUTOS (en terapia de pareja).

 

Tras haber probado hacer terapia de pareja de una hora de duración, En nuestro centro de Psicología hemos llegado a la conclusión que las sesiones de terapia de pareja tienen que ser de 75 MINUTOS.

 

Las principales ventajas de hacer sesiones de pareja de 75 minutos son:

  • Generalmente las terapias de pareja suelen ser de 1 hora, desde nuestra experiencia, una hora es insuficiente ya que se tiene que recoger las inquietudes de dos personas y trabajar con ambos.
  • Al ser sesiones más largas, da tiempo a trabajar de manera más completa todos los objetivos, al final las terapias suelen ser mucho más breves y eficaces. Porque con una hora de duración, cuando estás empezando a solucionar el problema ya se ha acabado el tiempo y da la impresión de dejarlo todo a medias.
  • En terapia de pareja de 75 minutos, suele haber un tiempo individual y confidencial para cada uno de los miembros de la pareja: para descubrir de manera individual lo que cada uno de ellos sienten, piensan y necesitan. Atender a las necesidades individuales de cada miembro de la pareja es fundamental, esto te permite contar cosas que no contarías delante de tu pareja, quizá por no dañar o porque tu pareja no lo sabe.
5. ¿LA TERAPIA DE PAREJA SE TRATA SÓLO DE HABLAR O SE TIENE QUE HACER EJERCICIOS PRÁCTICOS?

¡Ojalá con hablar todo se solucionase!. Desde nuestro modelo de ejercer la terapia de pareja y para que los cambios sean mantenibles en el tiempo, aparte de hablar sobre los problemas, también hay que poner en práctica lo trabajado en la sesión.

La terapia de pareja sirve como lugar y espacio de desahogo para ambos. En sesión, trabajamos la teoría, las habilidades necesarias que tienen que adquirir cada uno de los miembros y cómo poder aplicar lo aprendido en los días posteriores a la terapia de pareja para que se mantengan los cambios en el día a día de la pareja.

Generalmente, al final de cada sesión, nuestra experta en terapia de pareja Lara Ferreiro recomienda una tarea para casa para que puedan aplicar lo aprendido en la sesión.

Por ejemplo, algunas de las tareas más comunes son: aplicar las pautas de comunicación aprendidas en la sesión, leer un artículo, ver una película para que debatan entre ellos (relacionado con lo trabajado en la sesión).

También se suele mandar una tarea individual o “las dos horas rosas” (¡ya famosas entre nuestros pacientes!), que consiste en que un miembro de la pareja organice un plan “rosa” para su pareja en el que no pueden hablar de conflictos y sea un tiempo de calidad agradable.

Las tareas mandadas para casa son personalizadas en función del caso, con una finalidad de mejora y eficacia.

6. ¿SI VOY A TERAPIA DE PAREJA, SIGNIFICA QUE MI RELACIÓN DE PAREJA SE HA TERMINADO?

Ir a terapia de pareja ayuda a saber si quiero continuar o no con mi relación de pareja actual. En la mayoría de los casos, la relación sale muy fortalecida y es un nuevo comienzo.

 

Una pareja se compone de dos partes y son los dos miembros de la pareja quiénes tienen que decidir si quieren dejar la relación o continuar. La decisión de continuar o acabar la relación depende exclusivamente de la pareja.

El terapeuta no puede tomar la decisión de que una relación de pareja se ha acabado. Nuestra psicóloga experta en terapia de pareja, Lara Ferreiro, les ayudará en el proceso para que sean los miembros de la pareja quiénes tomen la decisión de manera libre de continuar o no con su relación.

 

En terapia de pareja se intenta fomentar el sentido de responsabilidad individual. Nadie es culpable de la situación actual de la pareja, la culpa es un sentimiento inútil que sólo sirve para reprocharse cosas, más bien, los dos son responsables de haber llegado a ese punto de deterioro en la relación de pareja.

Si se ha decidido separarse, la terapia de pareja ayuda a que la ruptura sea lo menos traumática y más armoniosa posible.

7. ¿CÓMO DE EFICAZ ES LA TERAPIA DE PAREJA?

Los estudios demuestran que los pacientes que acuden a terapia de pareja suelen mejorar notablemente la calidad de su relación.

 

Para 9 de cada 10 personas que acuden a terapia de pareja les sirve para darse cuenta de muchas cosas y decidir si quieren continuar con su pareja o no. El 90% de las personas que acuden a terapia de pareja nos manifiestan una mejoría en su estado de ánimo.

En algunas ocasiones, se decide no continuar juntos. La terapia de pareja ayuda a que el proceso de separación se haga con el menor coste emocional posible para ambos y si tienen hijos, también que éstos salgan lo menos dañados. Nuestra psicóloga experta en terapia de pareja Lara Ferreiro los acompaña a lo largo de todo este proceso.

Si ambos miembros de la pareja se dan cuenta de que quieren seguir apostando por la relación y deciden continuar juntos, se trabajará con ellos para que puedan recuperar su relación (en muchos casos perdida), resolver los conflictos de manera eficaz y saber atender a las necesidades individuales y de pareja.

8. ¿ACUDEN MUCHAS PERSONAS A TERAPIA DE PAREJA?

Sí, son muchas parejas las que nos llaman a nuestro centro de Psicología para pedirnos ayuda.

La existencia de psicólogos expertos en esta área (como lo es Lara Ferreiro) han aumentado en los últimos años haciendo que la intervención sea cada vez especializada y eficaz. La terapia de pareja suele tener muy buenos resultados. Consulta lo que dicen nuestros pacientes en el apartado de testimonios.

También vemos incluso que uno de los dos miembros decide venir sin su pareja a terapia de pareja para trabajar en qué cosas puede él/ella cambiar de su relación.

9. YA HEMOS DECIDIDO SEPARARNOS, ¿DE QUÉ NOS SERVIRÍA LA TERAPIA DE PAREJA?

Separarse es una de las decisiones más complicadas que existen. En muchos casos, a nuestro sufrimiento individual por lo que supone separarse de alguien, se le suma el sufrimiento de nuestros hijos.

Para evitar que sufráis vosotros y vuestros hijos, se recomienda que los padres vayan a terapia de pareja para poder gestionar de la mejor manera posible su separación o el divorcio.

Muchos padres acuden a terapia de pareja para saber cómo contarle a sus hijos que se van a separar y cómo debe ser su relación de pareja y familiar a partir de ese momento.

En terapia de pareja se propondrán las herramientas más eficaces para que la toma de decisión sea la mejor para todos.

10. ¿CÓMO EMPEZARÍAMOS A TRABAJAR EN TERAPIA DE PAREJA?
  • Llamada informativa gratuita (llámanos o te llamamos). En esta llamada os informaremos de nuestro método 360º, conocer nuestro centro de Psicología en Madrid, a nuestra psicóloga (experta en terapia de pareja) Lara Ferreiro y resolver las posibles dudas.
  • Sesión conjunta de pareja. En esta sesión se comenta la problemática de la pareja, su situación actual, los recursos que tiene cada uno de los miembros de la pareja para afrontar los problemas, los factores protectores y de riesgo de la relación. Ambos miembros explican su punto de vista. Y se les preguntará diferentes aspectos que sean importantes saber sobre su relación de pareja.

 

  • Sesión Individual con un miembro de la pareja. Primero, se verá a un miembro de la pareja por separado para que pueda contar cosas que quizá no se ha atrevido a decir delante de su pareja por miedo o porque el otro lo desconoce. También se hablará de todos los objetivos que tenga esa persona (tanto a nivel individual como grupal). Las sesiones individuales son completamente confidenciales.

 

  • Sesión Individual con el otro miembro de la pareja. Al igual que lo ha hecho su pareja, se dará la oportunidad de recoger todos los miedos, inquietudes, dudas del otro miembro de la pareja, así dirá su punto de vista de lo que pasa en la relación. También se hará un breve análisis de cómo se encuentra en el momento actual consigo mismo.
ETAPAS DEL DUELO_ETAPA DEL DUELO_SUPERAR UNA RUPTURA DE PAREJA_RUPTURA DE PAREJA_LARA FERREIRO_PSICÓLOGA LARA FERREIRO_LA PSICÓLOGA AMOR_TERAPIA  PSICOLÓGICA EN MADRID_TERAPIA ONLINE MADRID_TERAPIA DE PAREJA EN MADRID_CENTRO DE PSICOLOGÍA MADRID_PSICÓLOGA EN MADRID

LOS PROBLEMAS MÁS FRECUENTES POR LOS QUE ACUDEN A NUESTRA TERAPIA DE PAREJA

 Enfados frecuentes

Problemas de comuniación

Celos o desconfianza

Problemas de convivencia

Problemas con los suegros

Culpabilizar a tu pareja

Pareja adicta al trabajo

Insatisfacción permanente

Falta de ocio y tiempo en pareja

Querer cambiar a tu pareja

Falta de relaciones sexuales

Infidelidad

Problemas con los hijos

Divorcio o ruptura sentimental

Crisis de pareja

Dificultad para encontrar pareja

Relaciones que no duran

Dependencia emocional

Miedo al compromiso

Violencia

Os recomendamos pedir una primera sesión de terapia de pareja, si os reconocéis en alguno o en varios de los siguientes problemas:

DISCUSIONES FRECUENTES

Con el paso de los años, muchas parejas suelen estar quemadas respecto a su relación de pareja, cuando se está frustrado e insatisfecho es muy fácil caer en la descalificación, produciéndose así un contexto familiar y de pareja muy negativo.

Al no ser capaz de solucionar los problemas de pareja de manera eficaz, las discusiones son cada vez más frecuentes, cada vez hay más resentimiento y se empieza a disminuir el contacto físico con la pareja, agravando cada vez más la situación y el deterioro de la pareja.

En nuestra terapia de pareja trasmitimos el mensaje de que lo importante no es la ausencia de conflictos, sino cuando éstos llegan saber afrontarlos de la manera más eficaz posible.

 

En nuestro centro de Psicología, obtendrás la ayuda experta que necesitas. Lara Ferreiro es una psicóloga colegiada con una amplia formación y experiencia en el campo de terapia de pareja.

PROBLEMAS DE COMUNICACIÓN

Uno de los problemas más habituales por los que acuden a nuestra terapia de pareja es la falta de entendimiento en la comunicación.

Fruto del deterioro del paso de los años, muchas personas son incapaces de establecer una comunicación eficaz y emocional con su pareja.

Los problemas de comunicación suelen venir por las siguientes razones:

  • Acumulación de resentimiento. Es frecuente encontrarnos personas que acumulan resentimiento por actuaciones que hizo su pareja o por todas las discusiones pasadas. Acumular resentimiento hacia tu pareja hará que haya poca disposición para arreglar los conflictos actuales.
  • Comunicación “tapadera”. Hay parejas que establecen una comunicación insustancial porque tienen miedo de hablar del verdadero problema. Hay personas que por temer a que se acabe su relación de pareja, prefieren no hablar de lo que verdaderamente les preocupa.
  • Tener pocas habilidades comunicativas. Hay personas que no saben transmitir su idea al otro o le mandan el mensaje equivocado. Esto puede provocar muchos malentendidos con la pareja. En terapia de pareja, las habilidades de comunicación se pueden trabajar y los pacientes obtienen muy buenos resultados en esta área.

Las consecuencias de tener una mala comunicación en pareja pueden ser muy negativas:

  • Pensar que jamás vais a solucionar vuestros problemas.
  • Ruptura o divorcio.
  • Pensar que estáis con la persona equivocada.
  • Dejar espacio para una tercera persona: Posible infidelidad (de una o ambas partes).
  • No desear a tu pareja o tener problemas sexuales.
  • Tener faltas de respeto entre los miembros de la pareja.

Te recomendamos acudir a terapia de pareja si te has identificado con alguno de los problemas de comunicación presentados con anterioridad. En nuestra terapia de pareja aprenderéis habilidades y técnicas para escucharos el uno al otro.

CELOS O DESCONFIANZA

Los celos son un sentimiento normal que suele aparecer en diferentes grados en todas las pareja. El problema surge cuando este grado es alto o muy alto, alterando tu relación de pareja y tu bienestar. Los celos tienen su origen en el miedo a perder a la persona que amas.

Los celos patológicos o “enfermizos” se caracterizan por:

  • Las personas que lo sufren presentan un miedo intenso e irracional a perder a su pareja, a que les engañe con una tercera persona o a que les deje.
  • Las personas que lo sufren tienen pensamientos distorsionados acerca de la pareja o la relación.
  • Suelen presentar respuestas típicas de ansiedad.
  • Se caracterizan por tener conductas de comprobación hacia su pareja, por ejemplo, intentar buscar “pruebas” que les asegure que su pareja les quiere y no les va a abandonar.

Hay muchas personas que piensan que: “si mi pareja sientes celos por mi es porque me quiere”. Hay una investigación americana que dice que el 33% de las parejas dicen sufrir celos.

Los celos no tienen porque ser una característica del amor, más bien es del el miedo a perder a tu pareja. A largo plazo, los celos suelen destruir las relaciones de pareja.

Los celos intensos y disfuncionales son una forma tóxica de manejar las relaciones de pareja. Genera mucho sufrimiento para la persona que lo vive y para su pareja.

Muchas veces no existe un motivo real por los que la persona tenga que tener celos de su pareja pero no pueden evitar sentirlos, entran en un círculo vicioso que escapa a su control.

Las consecuencias de las personas que sufren celos suelen ser:

  • El otro miembro de la pareja se cansa y acaba dejando la relación.
  • Deterioro significativo de la relación de pareja.
  • Genera mucho sufrimiento a las personas que lo viven. Y a las parejas de éstas.

Si no te sientes capaz de controlar tus celos o crees que tu pareja tiene un problema en este tema, esto está generando dificultad en tu relación de pareja y cada vez son más frecuente vuestras discusiones por la falta de confianza. Os recomendamos asistir a nuestra terapia de pareja para tratarlo.

PROBLEMAS DE CONVIVENCIA

La convivencia suele ser una prueba de fuego para la relación de pareja. Puede afianzar la relación o destruirla.

Al principio o antes de que ocurra suele ser habitual idealizar la convivencia, pero poco a poco la realidad del día a día se va imponiendo y pueden aparecer distintos problemas en la convivencia de pareja.

En los primeros meses los problemas que suelen surgir son de adaptación, pero si esto prosigue en el tiempo es cuando estos problemas se hacen cada vez más graves.

Los problemas de convivencia suele surgir por las siguientes causas:

  • Necesitas tener más espacio para ti. Sientes que tu pareja te demanda cada vez más tiempo y tú quieres dedicar más tiempo a tus hobbies e intereses personales.
  • Tareas domésticas. Es muy habitual este problema en la convivencia. Los problemas por las tareas domésticas suelen venir por un reparto desigualitario a la hora de hacer las tareas de la casa. Un miembro de la pareja tiene que asumir (sin quererlo) la responsabilidad del otro.
  • Ponerse a la defensiva. Cada persona tenemos una manera de gestionar la convivencia. Al comentarle tus sugerencias de cambio o tu forma de hacer diferentes las cosas, tu pareja puede sentirse ofendido o se pone a la defensiva contigo. Esta actitud puede dificultar la convivencia y favorecer el conflicto abierto entre ambos.
  • No tener planes de futuro con tu pareja. Lleváis ya un tiempo conviviendo y uno de los dos miembros de la pareja necesita dar un paso más en la relación: tener hijos o casarse (entre otros). La pareja que lo desea le reclama al otro dar un paso más en la relación, pero la otra persona pospone las decisiones y esto hace que haya un conflicto abierto entre ambos.
  • Razones económicas. Otro de los problemas más comunes en la convivencia pueden venir porque uno de los dos miembros aporta más dinero para los gastos comunes que el otro y esto genera malestar.
PROBLEMAS CON LOS SUEGROS

Es habitual que lleguen a consulta personas con problemas por la mala gestión de las relaciones con la familia de origen de su pareja.

En este apartado hablamos de todo tipo de personas: problemas con los nuero, las nueras, los suegros y las suegras. No hacemos distinción de género.

Un ejemplo habitual que nosotros nos hemos encontrado en la terapia de pareja es: los problemas suelen aparecer cuando él no pone límites a su madre ocasionando malestar, conflicto y rencor en su pareja. Ella siente que no le defiende delante de su madre o familia política o que “prefiere” a su madre antes que a ella.

 

Cuando en una relación entran terceras personas, sin que esto sea la elección de pareja, inevitablemente va a surgir los problemas. Las decisiones tienen que ser de los dos miembros de la pareja, nunca de tres.

 

Para tener un crecimiento personal es importante individualizarse de las familias de origen a nivel psicológico y emocional.

Somos seres individuales que necesitamos desarrollo personal fuera del “nido”. Sin que esto afecte de manera negativa a la relación con tu familia de origen. A los padres se les puede querer mucho y mostrarles mucho cariño, sin que esto ocasione problemas en tu relación de pareja.

Si te ves identificado con esta problemática o sientes que en tu relación de pareja se está metiendo una tercera persona que os está afectando de manera negativa y no sabéis cómo solucionarlo, os recomendamos que vengáis a nuestra terapia de pareja en Madrid.

CULPABILIZAR A TU PAREJA

Las parejas suelen entrar en un círculo vicioso de culpabilizar al otro de los problemas que ocurren en la relación. El sentimiento de culpa es complicado de gestionar. Aunque sea difícil asumir tu responsabilidad individual respecto a los conflictos, es el primer paso para sanar tu relación.

En terapia de pareja, el mensaje que transmitimos a los dos miembros de la relación es que la responsabilidad es compartida al 50%. Ambos son responsables del mantenimiento del problema, no culpables. Es una manera de no intentar buscar culpables, pues sería inútil.

Las dinámicas de pareja se crean por múltiples variables que muchas veces son difíciles de saber. Es más útil dejar de culpabilizar al otro e intentar entre los dos buscar la solución a los conflictos presentes.

Si sientes que tu pareja te culpa por todo lo que va mal en la relación y viceversa, aconsejamos pedir ayuda psicológica para poder gestionar vuestros problemas sin críticas ni reproches.

MI PAREJA ES ADICTA A SU TRABAJO

Hay un estudio de una universidad americana que reveló que las parejas formadas por al menos un miembro que sea adicto/a al trabajo tienen el doble de probabilidades de que su relación de pareja acabe en separación o divorcio.

Hay que tener una conciliación entre la vida personal y laboral. En general, los excesos son negativos y en particular, ser adicto al trabajo puede llevarte a un deterioro significativo en tu vida de la pareja.

Los síntomas más frecuentes que presentan las personas con adicción al trabajo, son:

  • Llevarse el trabajo a casa.
  • Los fines de semana en lugar de dedicar el tiempo a su pareja o familia, la persona lo dedica a seguir trabajando.
  • La persona sólo habla de trabajo o todo lo relacionado con el entorno laboral.
  • Trabaja más horas de lo que debería.
  • De manera frecuente, los conflictos surgen porque señalas a tu pareja su exceso de trabajo. En lugar de admitírtelo, tu pareja se pone a la defensiva contigo y te lo niega.

La terapia de pareja es una opción muy aconsejable si te has identificado o sientes que tu pareja podría tener un problema de adicción a su trabajo.

INSATISFACCIÓN PERMANENTE

Tener la sensación de insatisfacción permanente respecto a tu relación de pareja suele venir de diferentes causas:

  • Frecuentes discusiones.
  • Falta de tiempo de ocio común.
  • Falta de acuerdos.
  • Tener cada uno diferentes planes respecto al futuro de vuestra relación.
  • Problemas en la convivencia.

Si todavía creéis que podéis salvar vuestro matrimonio o relación, la terapia de pareja es una alternativa muy eficaz para solucionar vuestros problemas y volver a sentiros satisfechos respecto a vuestra relación de pareja.

Para evitar volver a caer en la insatisfacción y frustración tenéis que cubrir 3 necesidades básicas en cualquier relación de pareja. La pareja tiene que estar compuesta por tres componentes: intimidad, pasión y compromiso. Esta teoría la postuló un psicólogo americano llamado Robert Sternberg. Cada uno de los componentes da a un tipo de relación de pareja. De acuerdo con esta teoría, hay 7 tipos de relaciones de pareja.

FALTA DE OCIO Y TIEMPO DE CALIDAD EN PAREJA

Es importante compartir momentos de ocio y tiempo de calidad en pareja, esto hará que aumenten los niveles de satisfacción y de felicidad entre ambos.

El ritmo de vida que tenemos en la actualidad hace que tengamos muy poco tiempo disponible para nuestro ocio y descanso. Esta falta de tiempo acaba afectando a nuestra relación. En terapia de pareja es muy frecuente escuchar: que desde que tuvieron hijos el tiempo de pareja se ha visto muy reducido o incluso, sacrificado. ¡Esto es un grave error!. Si sólo tenemos momentos negativos y discusiones y ningún refuerzo positivo en la pareja, acabaremos generando una crisis profunda en la pareja.

 

Cuando los dos miembros de la pareja están conformes con la distribución del tiempo de ocio, no se suelen generar conflictos.

El problema en las relaciones de pareja ocurre cuando uno de los dos miembros de la pareja reclama más libertad y espacio personal para poder desarrollar sus hobbies de manera individual, generándose así los conflictos con la pareja.

 

Es importante saber negociar el tiempo de ocio para la pareja.

QUERER CAMBIAR A TU PAREJA
  • Es habitual encontrarse en terapia de pareja querer que tu pareja sea la que cambie (“ya que tú no tienes ningún problema”). Las frases más escuchadas en terapia de pareja son:
    • “Si mi pareja cambiase, no tendríamos ningún problema”
    • “Todo es por su culpa”
    • “Cuando le conocí, él/ella no era así”.

    Uno de los objetivos que se tiene en la terapia de pareja es que ambos miembros asuman que el cambio es de la relación de pareja. Ambos tienen que hacer cambios para que sea diferente la dinámica de la relación.

     

    Otro de los objetivos que solemos tener en la terapia de pareja es aceptar a tu pareja tal y como es. Una frase que repite mucho nuestra psicóloga Lara Ferreiro es: “o le aceptas tal y como es, o le dejas. Las personas cambian porque quieren ellos, no porque se lo digas tú”.

     

    Si crees que uno de tus problemas en tu relación es querer cambiar a tu pareja y esto está deteriorando tu relación. Te aconsejamos que contactes con nosotros.

FALTA DE RELACIONES SEXUALES

Uno de los problemas más habituales que nos encontramos en la terapia de pareja es la falta de relaciones íntimas. En parejas de larga duración, el aburrimiento, la rutina y la monotonía suelen estar presente afectando al área de la intimidad.

Los motivos por los que las parejas no suelen tener relaciones íntimas suelen ser:

  • Falta de atracción física. Es normal que con el paso del tiempo, el cuerpo vaya cambiando. Hay que saber adaptarse a esos cambios. Por ejemplo, si sientes que tu pareja ha cogido algunos kilos de más y es la causa de tu falta de atracción física hacia ella, te sugerimos que de una manera lo más empática y constructiva posible, lo hables con tu pareja. Sabiendo que cada uno tiene responsabilidad sobre su propio cuerpo.
  • Estrés laboral. Sufrir de estrés y de ansiedad influye en la falta de apetito sexual. Ya que toda tu energía va a intentar hacer frente a tus estresores diarios, dejando en un segundo plano, tu área sexual.
  • Discusiones de pareja frecuentes. Los hombres generalmente tras una discusión pueden intentar reparar a su pareja a través del contacto físico. En cambio las mujeres (las prototípicamente femeninas), necesitan sentir cercanía, ausencia de discusiones y conexión emocional con su pareja para poder erotizar. Con lo cual generalmente las mujeres después de una discusión de pareja rehuirán el contacto físico.
  • Falta de comunicación. La falta de comunicación hace que disminuya el interés por intentar acercarse al otro y esto acaba afectando negativamente al terreno de la intimidad.

La falta de relaciones íntimas puede ser un factor de riesgo para tu relación de pareja, si te identificas con este problema, te aconsejamos acudir a terapia de pareja.

INFIDELIDAD

Cuando una infidelidad se descubre o se manifiesta, la relación de pareja cambia para siempre (para bien o para mal). Con la terapia de pareja adecuada y el tiempo suficiente se puede llegar a reconstruir la profunda herida que dejó la infidelidad.

La infidelidad es un tema complejo. Hemos visto que esto puede provocar sentimientos de intenso dolor, ira, desconfianza, culpa, vergüenza, desesperación, traición, etc.

En algunos casos, la infidelidad supuso un nuevo comienzo para la relación de pareja reforzando de manera muy significativa y positiva la relación.

¿QUÉ HACER CUANDO SE DESCUBRE?

Lo primero de todo, aconsejamos acudir a terapia de pareja, si no te ves capaz de manejar este tema. Encontrar el apoyo adecuado hará que se evite problemas futuros más profundos.

La infidelidad es como un hueso roto. Teniendo la motivación suficiente, el esfuerzo y el sacrificio necesario (de ambas partes), la relación puede repararse. Pero se necesitará tiempo para poder volver a confiar. La relación nunca será la misma, puede ser más satisfecha que antes de la infidelidad o puede acabar en una ruptura definitiva.

Perdonar o no una infidelidad es una decisión muy personal que dependerá de muchos factores.

Nosotros trabajamos en terapia de pareja la infidelidad, siempre y cuando el miembro que la ha cometido: haya dejado de mantener el contacto con esa tercera persona y está 100% comprometido en intentar reparar a su pareja.

A veces han venido casos donde la persona que ha cometido la infidelidad no sabe si seguir con su pareja o empezar con la nueva relación. En estos casos, aconsejamos pedir terapia para que nuestra psicóloga experta Lara Ferreiro pueda ayudarte en el proceso de la toma de decisión sobre si seguir o finalizar tu relación.

Si estás sufriendo por este tema, aconsejamos pedir ayuda profesional lo antes posible, el problema tiene un profundo calado emocional para las personas que lo sufren.

 

PROBLEMAS CON LOS HIJOS

La crianza de los hijos es una prueba de fuego para todas las relaciones de pareja. Aprender a ser padres es un trabajo que requiere mucha paciencia, esfuerzo y perseverancia.

Los problemas con los hijos suelen causar mucho sufrimiento, estrés, frustración y malestar.

Los problemas con los hijos son muy variados. Pero en particular, la época de la adolescencia es un reto para la mayoría de los padres ya que los hijos suelen desafiar y poner a prueba las normas familiares.

Es muy habitual que la pareja tenga brechas por tener criterios diferentes a la hora de educar y criar a los hijos.

Si te identificas con este problema y la relación con tu pareja se está deteriorando. Animamos a qué nos contactes a través de nuestras diferentes vías de comunicación.

DIVORCIO O RUPTURA SENTIMENTAL

Un divorcio es uno de los eventos vitales más estresantes y dolorosos que existen en la vida del ser humano. Un psicólogo especializado puede ayudarte a reducir tu sufrimiento y guiarte para poder salir adelante con el menor coste emocional posible.

En todo divorcio o ruptura sentimental hay que hacer un duelo. El duelo es un proceso natural donde la persona que lo vive tiene que poder expresar el dolor que va sintiendo y poco a poco tendrá que ir adaptándose a su nueva situación.

Si tu momento actual es de duelo, es importante que te acompañe un psicólogo en este proceso que estás viviendo. A veces vemos a personas que llevan años ancladas en una relación pasada y el duelo se les ha complicado sin poder avanzar con su vida.

Hay un modelo de intervención en duelo que va sobre 4 tareas de William Worden. Este autor sugiere que hay que hacer un serie de tareas para hacer una elaboración apropiada del duelo. Así la persona que lo sufre podrá superarlo y crecer hacia nuevas direcciones.

Las 4 etapas del duelo son:

  • Aceptar la realidad de la pérdida de pareja.
  • Experimentar el dolor y las emociones asociadas al divorcio o ruptura.
  • Adaptarse al ambiente en donde tu exmarido/exmujer, ya no está presente.
  • Recolocar emocionalmente a tu expareja y reinvertir la energía emocional hacia construirte a ti misma.

 

Si sientes que tú solo/a no puedes superar tu divorcio o tu ruptura de pareja y si te sientes perdido/a. Te animamos a que nos consultes.

 

Recupera tu autoestima y la confianza en ti. Te acompañaremos en todo momento en tu proceso de duelo.

CRISIS DE PAREJA

Las crisis de pareja suelen venir porque no se han solucionado los problemas pasados y se deja pasar el tiempo. La comunicación cada vez es peor y el desgaste va haciendo mella entre los miembros de la pareja. Todo esto suele producir un distanciamiento emocional entre la pareja o incluso propiciar una ruptura.

La mayoría de las parejas suelen tener varias crisis a lo largo de su relación. Éstas suelen coincidir con los diferentes hitos o circunstancias vitales:

  • Cuando se empieza a convivir.
  • Tener que decidir sobre los planes de futuro de la relación.
  • La llegada de los hijos.
  • la educación de los hijos.
  • Cuando los hijos se van de casa.
  • Afrontar la jubilación.

La crisis no tienen que ser negativas en si misma. Lo que parece indicar una crisis es que hay que adaptarse de manera diferente al contexto actual de pareja.

Generalmente una crisis de pareja suele agudizarse porque uno de los dos o los dos miembros de la pareja estén pasando por un momento complicado en su vida, por ejemplo, el fallecimiento de un ser querido, un despido laboral o problemas personales de cualquier tipo.

Los síntomas más comunes de que se está ante una crisis de pareja son:

  • Contestar a la defensiva. Crees que tu pareja te ataca constantemente.
  • No apreciar las cosas positivas y buenas que tiene tu pareja y tu relación.
  • Te estás empezando a fijar en terceras personas, cuando nunca antes lo habías hecho.
  • Has dejado de ver atractivo/a tu pareja.
  • No soléis tener relaciones sexuales o el deseo hacia tu pareja ha disminuido.
  • Todo lo que dice o hace tu pareja, te provoca rechazo o malestar.
  • Estáis aplazando tener otro hijo (ante la imposibilidad de solucionar vuestros problemas).
  • No pasáis tiempo junto (cuando antes si que lo hacíais).
  • Tienes sentimientos de soledad y vacío aunque estés acompañado/a por tu pareja.
  • Antes os reíais juntos y ahora sois incapaces de hacerlo. En vuestra relación sólo hay reproches del uno hacia el otro.
  • La comunicación es ausente e ineficaz.
  • No te ves cansándote o teniendo hijos con tu pareja. Cuando antes si que te lo planteabas.

Es normal que cuando empezáis una relación de pareja paséis por una fase de enamoramiento en la cual tu pareja no tiene defectos. Esto es fruto de la idealización. Con el paso del tiempo tu pareja se va haciendo “humana”.

Desde nuestro centro de psicología Lara Ferreiro aconsejamos dos tipos de intervenciones:

 

  • Terapia de pareja. Si los dos miembros de la pareja están de acuerdo en solucionar sus problemas de manera conjunta, una buena alternativa sería hacer terapia de pareja.

Donde pueden encontrarse mutuamente, expresar cómo se siente cada uno y llegar a una solución conjunta sobre la crisis vivida. Nuestra psicóloga experta en terapia de pareja, Lara Ferreiro, hará de puente entre ambos para poder abrir los canales de comunicación que antes estaban cerrados.

  • Terapia individual. Si sientes que estás atravesando una crisis personal y quieres resolver tus asuntos pendientes, te aconsejamos que hagas terapia individual. Te ayudaremos a poder manejar todos los problemas que te están causando tanto malestar y así poder recuperar tu autoestima.

Las crisis de pareja no tienen porque significar una ruptura. De hecho se pueden ver como una nueva oportunidad para crecer juntos como pareja y consolidar vuestra relación.

Muchas personas por miedo al fracaso, en lugar de luchar e intentar solucionar la crisis de pareja, abandonan la relación, sin haberlo intentado previamente con una terapia de pareja.

Si sientes que tu relación de pareja está en crisis, puedes contar con nuestra psicóloga experta en terapia de pareja, Lara Ferreiro. Ella sabrá como ayudaros a superar este bache. Os animamos a que os deis una oportunidad para crecer.

 

DIFICULTAD PARA ENCONTRAR PAREJA

A nuestro centro de Psicología Lara Ferreiro vienen hombres y mujeres con el problema de que no son capaces de encontrar una pareja.

Las principales razones por las que una persona no encuentra pareja pueden ser:

  • Cuando están conociendo a una nueva persona tienen una actitud muy negativa. En lugar de centrarse en lo positivo del momento.
  • Las personas con un patrón de exigencia alto suelen transmitirlo a la persona que están conociendo, de alguna manera proyectan esto: “tú no eres suficiente para mi”.
  • No se creen merecedores/as del amor de otra persona. Esto está muy vinculado con la historia que cada persona haya tenido con su familia de origen. Si una persona se ha sentido poco querida por sus padres, hará que en su edad adulta siga teniendo la sensación de vacío y de no sentirse merecedor del amor de la otra persona.
  • Baja autoestima. Si tu no te quieres a ti mismo/a, no lo va a hacer otra persona. Lo más importante es poder recuperar el amor propio para atraer a personas que quieran estar contigo.
  • Inseguridad en tus relaciones sociales. Si cuando conoces a una personas por la que te sientes atraído/a, proyectas ansiedad y miedo, hará que la otra persona no quiera seguir conociéndote.
  • No haber superado relaciones pasadas. Es importante avanzar y superar relaciones que hayan podido ser traumáticas para ti. Hay que ser capaz de dar una nueva oportunidad al amor.
  • Miedo al rechazo o al fracaso. Por miedo a que me rechacen no me expongo a situaciones que me permitan conocer gente nueva y eso va haciendo que cada vez la persona se sienta más aislada y sola.
  • Duelo complicado. No haber resuelto asuntos pendientes o pérdidas del pasado.
  • Estado de ánimo bajo. Las personas quieren rodearse de personas alegres y que les ayuden a crecer, no de personas tristes. Por eso es importante que se tenga un estado de ánimo positivo para poder encontrar pareja.

Terapia individual. Te aconsejamos una intervención psicológica individual para que puedes recuperar tu autoestima, aumentes tu seguridad y tengas las herramientas necesarias para poder encontrar pareja. Te ayudaremos a desbloquearte y poder superar todos tus traumas y bloqueos que están dificultándote encontrar una pareja sana y enriquecedora. ¡Consigue la relación que anhelas!

MIS RELACIONES DE PAREJA NO DURAN

A nuestro centro de Psicología Lara Ferreiro en Madrid llegan personas que nos preguntan que por qué siempre les pasa lo mismo, por qué sus relaciones de pareja no duran. No saben cuál es la causa y esto les genera mucho malestar y tristeza.

Cuando se empieza una relación de pareja se tiende a idealizar a la otra persona, sólo vemos los bueno o lo que nos interesa ver de la otra persona. El tiempo va pasando y la realidad del día a día se va imponiendo y es en este punto cuando vamos descubriendo la realidad.

Si te pusieras a analizar tus relaciones pasadas es muy probable que estés repitiendo una y otra vez: un mismo patrón de parejas. Sería importante analizar ese patrón y el por qué te atraen.

Te sugerimos que pidas una primer consulta informativa gratuita para poder trabajar sobre tu patrón relacional y poder ser consciente de donde estaba el problema. ¡Sabemos como ayudarte, deja de sufrir por relaciones que no te hacen feliz!

DEPENDENCIA EMOCIONAL

La dependencia emocional es un trastorno que afecta a gran parte de la población. Es uno de los motivos más frecuentes por los que nos visitan en nuestro centro de Psicología en Madrid.

La dependencia emocional es como una “adicción” al amor o a otra persona. Todas las adicciones (sean del tipo que sea) limitan nuestras vidas y nos generan muchos sufrimiento.

La dependencia emocional lo sufren tanto los hombres como las mujeres, aunque nosotros nos hemos encontrado más mujeres que solicitan una intervención psicológica para superar este problema.

Las personas que tienen el problema de la dependencia emocional se centran en vivir la vida de su pareja, en intentar que nunca les abandonen y en querer agradar a los demás.

La codependencia. También existen parejas que tienen un alto grado de dependencia entre ellos, donde ambos miembros de la pareja son dependientes emocionales.

A continuación te presentamos algunos síntomas que indican que puedes estar sufriendo dependencia emocional:

  • Por ti mismo te sientes vacío por dentro.
  • Necesitas tener localizada a tu pareja
  • Si tu pareja no contacta contigo (telefónicamente, Whatsapp…), sientes ansiedad, tristeza y miedo.
  • Tienes miedo a que tu pareja te abandone.
  • Vives obsesionado/a con tu pareja y con tu relación.
  • No tienes autonomía e independencia.
  • Sufres ante la posibilidad de verte solo.
  • No te expones a situaciones sociales por miedo a que te rechacen los demás.
  • Necesitas que los demás te demuestren afecto.
  • No confías en ti mismo.
  • Tienes una baja autoestima.
  • Tienes conductas de celos en tus relaciones de pareja.
  • Sueles decir que si a los demás aunque no sea eso lo que quieres.
  • No sabes cómo poner límites a los demás.
  • No tienes seguridad por ti mismo. Te la tiene que dar tu pareja.
  • Crees que todo lo bueno que te pasa en la vida es por tu pareja.
  • Piensas que no podrías vivir sin tu pareja.

Si te has sentido identificado/a con alguno/s de los síntomas expuestos anteriormente, te sugerimos que pidas ayuda psicológica. Sabemos que es muy doloroso para ti no poder gestionar de manera sana tus relaciones de pareja. ¡Deja de sufrir por la dependencia emocional, sabemos como ayudarte!.

MIEDO AL COMPROMISO

Hay personas que tienen miedo a establecer vínculos cercanos con otras personas, por miedo a que les hagan daño o les rechacen.

Por un lado la persona que sufre el miedo al compromiso, le gustaría poder comprometerse con su relación de pareja, pero por otro lado, tiene algo inconsciente que boicotea sus relaciones y le impide establecer relaciones sanas.

Las personas que lo sufren suelen tener miedo a caer en relaciones de larga duración y no poder escapar de ellas.

Les genera mucha ansiedad pensar que su libertad se va a ver coartada. De hecho, si su pareja les presiona para que den un paso más en la relación (por ejemplo, irse a vivir juntos, casarse o tener hijos…), con altas probabilidades dejarán a su pareja y darán por terminada la relación.

 

Es muy habitual que las personas que tienen miedo al compromiso no saben diferenciar sus emociones, confunden lo que es la falta de amor con el miedo al compromiso. Piensan que si quisieran de verdad a su pareja, querrían dar un paso más en la relación. Pero en realidad son fóbicos al compromiso.

Hay diferentes perfiles dentro de las personas que tienen miedo al compromiso. A continuación presentamos las características más comunes en las personas que tienen miedo al compromiso:

  • Si vas buscando a tu pareja “perfecta” pero ésta nunca aparece. Te encargas de buscar defectos constantemente en tu pareja.
  • Si no eres capaz de tomar decisiones respecto al futuro de tu relación.
  • Si te sientes inseguro en las relaciones.
  • Si tu pareja te presiona para que des un paso más en la relación (convivencia, boda o hijos…), te plantearías dejar tu relación.
  • Saltas de una relación a otra. En cuanto tus relaciones se consolidan, decides dejar la relación y vas a por otra.
  • Pensar en establecer relaciones de pareja a largo plazo, te genera mucha ansiedad y malestar.
  • Lo que más valoras en la vida es tu libertad y perderla significaría tu destrucción.
  • No te gusta compartir con los demás tus emociones y miedos.
  • Estas enfocado en tus objetivos, tu relación de pareja es secundaria.
  • Has estado comprometido/a varias veces pero en el último momento eres tú quien has anulado el compromiso o la boda.
  • Te encanta seducir pero en cuanto la persona se enamora de ti, sueles abandonar la relación de pareja.
  • Tienes miedo a crear lazos de dependencia.

Si sientes que tu pareja tiene miedo al compromiso o eres tú quién te identificas con este problema. Te aconsejamos uno de los dos tipos de terapia. Pueden ser:

Terapia de pareja. Si tienes una relación de pareja y te gustaría que tu pareja te acompañase en tu proceso de crecimiento, puede ser útil que se haga terapia de pareja. Es un proceso precioso de reencuentro con el otro donde se podrá entender las heridas profundas del otro que hace que no sepa comprometerse a largo plazo contigo.

Terapia individual. Si prefieres trabajar este problema sin tu pareja o solo. Si te identificas con las características de las personas que tienen miedo al compromiso y quieres superar tus miedos, queremos que confíes en nosotros. Podemos ayudarte a superar tu miedo al compromiso. Este miedo suele estar vinculado con heridas no resulta pasadas de tipo familiar o de la infancia.

Gracias a la terapia podrás:

  • Aumentar tu autoestima
  • Poder ser capaz de mantener tus relaciones de pareja a largo plazo.
  • Perder el miedo a querer a otra persona, tu pareja.
  • Ganar seguridad y confianza.
  • No tener miedo al compromiso.
  • Poder lograr un equilibrio en tu relación de pareja de autonomía y libertad a la par que tener una cercanía afectiva.
VIOLENCIA

La violencia en una relación tiene que ver con ejercer abuso y poder sobre tu pareja.

La persona que agrede genera: miedo, rechazo, vigilancia en la otra persona, ira, ansiedad…en la otra persona.

Hay muchas formas de violencia, no sólo la física con golpes. Hay formas de violencia sutiles que pueden escapar a nuestros ojos.

Si sientes que estás sufriendo algún tipo de violencia dentro de tu relación de pareja, te sugerimos que nos contactes lo antes posibles. Te derivaremos a los dispositivos pertinentes para que puedas salir de tu situación de violencia. Nosotros somos tolerancia CERO con la violencia.

 

¡Nadie se merece que le traten mal (de la forma que sea), no lo permitas!. Desde nuestro centro de Psicología queremos darte todo nuestro apoyo y cercanía para que confíes en nosotros.

¿QUÉ ES LA SEXOLOGÍA?

que-es-la-sexologia

La sexología es la ciencia que estudia la sexualidad del ser humano, el comportamiento sexual y sus diferentes manifestaciones, desde el punto de vista psicológico y fisiológico.

Los problemas aparecen cuando las condiciones sexuales se caracterizan por una alteración de los procesos propios del ciclo de la respuesta sexual o por dolor asociado con la realización del acto sexual.

 

Estamos en una sociedad asfixiante, tenemos muchas demandas y estresores diarios, esto acaba afectando a las relaciones sexuales. Es normal que una pareja tenga periodos de más o menos intensidad respecto a las relaciones sexuales.

Si tus problemas sexuales afectan a tu relación de pareja de una manera profunda, te recomendamos acudir a terapia. Este tipo de problemas pueden generar mucho sufrimiento, frustración, ansiedad e insatisfacción en los dos miembros de la pareja.

Descartando primero las causas orgánicas, la mayoría de los problemas sexuales responden a una causa psicológica por lo que se puede solucionar con el tratamiento adecuado.

Para hablar de trastorno sexual (de tipo psicológico) tiene que darse una serie de criterios:

  1. Que no exista causas orgánicas que lo justifiquen.
  2. Que el problema produzca un malestar significativo.
  3. Que el problema se presente en la mayor parte de las relaciones sexuales (70-80%) .
  4. Que el problema tenga una duración de al menos de 6 meses.

LAS DEMANDAS MÁS COMUNES EN EL CAMPO DE LA SEXOLOGÍA

El hombre tarda tanto en llegar al orgasmo que le supone un problema en el área sexual. Para asumir que tienes un problema de eyaculación retardada, tienes que experimentar alguno de los siguientes síntomas en casi todas o todas las ocasiones de tu actividad sexual en pareja y sin que tú quieras retrasar la eyaculación. Este problema está caracterizado por:

  • Te gustaría eyacular antes de lo que lo haces ahora.
  • La persona que sufre este problema no tiene eyaculación.
  • Llevas más de 6 meses con este problema y no se soluciona. Entonces te recomendamos que pidas terapia psicológica.
  • Este problema te está provocando un malestar significativo en tu vida y en tus relaciones sexuales.
  • Si has ido al médico y se ha descartado causa orgánica, este problema es de tipo psicológico.
  • También hay que descartar que este problema se haya generado por estar tomando algún tipo de medicamento o por estar consumiendo algún tipo de droga.

Las características de este problema son:

  • Tienes dificultad para conseguir una erección durante su actividad sexual.
  • Tienes dificultad para mantener la erección hasta finalizar la actividad sexual.
  • Los problemas de erección te pueden ocurrir: antes de la penetración o durante la penetración.
  • Llevas más de 6 meses con este problema y no se soluciona. Entonces te recomendamos que pidas terapia psicológica.
  • Este problema te está provocando un malestar muy significativo en tu vida y en tus relaciones sexuales.
  • Si has ido al médico y se ha descartado causa orgánica, este problema es de tipo psicológico.
  • También hay que descartar que este problema se haya generado por estar tomando algún tipo de medicamento o por estar consumiendo algún tipo de droga.

La anorgasmia se refiere a la incapacidad de alcanzar el orgasmo. Las características de la anorgasmia son:

  • Incapacidad para alcanzar el orgasmo. O lo alcanzas con mucha dificultad.
  • Tus sensaciones orgásmicas son de una intensidad muy leve o casi inapreciables.
  • Llevas más de 6 meses con este problema y no se soluciona. Entonces te recomendamos que pidas terapia psicológica.
  • Este problema te está provocando un malestar muy significativo en tu vida y en tus relaciones sexuales.
  • Si has ido al médico y se ha descartado causa orgánica, este problema es de tipo psicológico.
  • También hay que descartar que este problema se haya generado por estar tomando algún tipo de medicamento o por estar consumiendo algún tipo de droga.
  • En personas con factores estresantes muy significativos en sus vidas puede ser frecuente tener este problema.

Los problemas de excitación o de interés sexual se caracterizan por:

  • Tienes muy poco interés o ningún interés en todo lo relacionado a la actividad sexual.
  • No tienes fantasías ni pensamientos sexuales.
  • Estás muy poco receptiva/o a los intentos de iniciación sexual por parte de tu pareja.
  • Casi nunca inicias la actividad sexual y si lo hace tu pareja, le rechazas.
  • En el 75% de las veces que mantienes relaciones sexuales tienes poco placer o ninguno.
  • No consigues excitarte en tus relaciones sexuales.
  • Aunque tu pareja te intente excitar de diferentes maneras (física, verbal, visual…) no consigues la excitación.
  • Si llevas más de 6 meses con este problema, el médico te ha descartado causa orgánica y no consumes ninguna medicación que esté afectando, tienes un problema psicológico. Aconsejamos que pidas cita para nuestra terapia psicológica.

Las características de este problema son:

  • Sientes un dolor intenso con la penetración vaginal durante tus relaciones.
  • Sólo en el hecho de pensar en tener relaciones sexuales, sientes ansiedad (por miedo a sentir el dolor durante la penetración).
  • En el momento de la penetración, contraes los músculos del suelo pélvico de manera involuntaria de tal manera que no se puede continuar con la penetración.
  • Si llevas más de 6 meses con este problema, el médico ha descartado causa orgánica y no consumes ninguna medicación que esté afectando, tienes un problema psicológico. Aconsejamos que pidas cita para nuestra terapia psicológica.
  • Se ha detectado que en las personas que sufren violencia de género pueden tener este tipo de problemática.

También conocido como deseo sexual hipoactivo. La falta de deseo lo pueden sufrir tanto hombres como mujeres. Las características más comunes de la falta de deseo sexual son:

  • No tienes ni fantasías ni pensamientos sexuales o eróticos.
  • Tampoco deseas tener actividad sexual.
  • Si llevas más de 6 meses con este problema, el médico ha descartado causa orgánica y no consumes ninguna medicación que esté afectando, tienes un problema psicológico. Aconsejamos que pidas cita para nuestra terapia psicológica.
  • Para considerarse un problema de intervención clínica tiene que ser un patrón recurrente en que la eyaculación producida durante la actividad sexual en pareja sucede aproximadamente en el minuto siguiente a la penetración vaginal y antes de que lo desee el individuo.
  • La eyaculación precoz ocurre entre el 75%-100% de las ocasiones donde se tiene relaciones sexuales.
  • Este problema le está ocasionando un deterioro significativo en la vida de la persona que lo sufre.
  • Por último, para considerarse que es un problema psicológico hay que descartar que esta disfunción sexual no está relacionada como consecuencia de una alteración grave de la relación de pareja u otros factores estresantes significativos, y que no se pueda atribuir a los efectos de una sustancia/medicación.

Hay personas que sienten que han nacido en el sexo equivocado. Personas que nacen con órganos sexuales femeninos y les gustaría haber nacido en la versión masculina y viceversa. Son procesos muy dolorosos para la persona que lo vive ya que muchas veces se encuentran con la incomprensión de su entorno y de la sociedad.

Desde nuestro centro de Psicología creemos en que cada persona tiene derecho a elegir con lo que se identifique y le haga feliz.

Las características más comunes que sienten las personas que sufren este problema son:

  • Una marcada incongruencia entre el sexo que uno siente o expresa y sus caracteres sexuales.
  • Un fuerte deseo por desprenderse de los caracteres sexuales propios, a causa de una marcada incongruencia con el sexo que se siente o se expresa (o en adolescentes jóvenes, un deseo de impedir el desarrollo de sus caracteres sexuales).
  • Un fuerte deseo de ser del otro sexo (o de un sexo alternativo distinto del que tiene).
  • Un fuerte deseo de ser tratado como del otro sexo.
  • Una fuerte convicción de que uno tiene los sentimientos y reacciones típicos del otro sexo .
  • Fuerte deterioro en lo social, laboral u otras áreas importantes del funcionamiento.

Las parafilias son patrones de comportamiento sexuales en el que el placer no se alcanza por llegar al orgasmo, más bien a través de otro tipo de prácticas.

Las parafilias más comunes son:

  • Voyeurismo: Excitación producida al ver a otras personas realizando el acto sexual sin que ellos lo sepan. La idea de ser descubierto les puede producir placer.
  • Exhibicionismo: El placer sexual se obtiene al asustar a otras personas mediante la exposición por sorpresa del cuerpo desnudo (o de alguna de sus partes).
  • Frotteurismo: Obtienen placer frotando sus genitales contra personas que no conocen y sin su consentimiento.
  • Masoquismo sexual: Les produce placer el acto de ser humillado, golpeado, maniatado o cualquier otro tipo de sufrimiento físico o moral.
  • Sadismo sexual: La experimentación del placer se produce al producir dolor físico o al humillar a otra persona.
  • Pedofilia: Atracción sexual por los niños.
  • Fetichismo: Necesidad de utilizar objetos para poder excitarse (zapatos, ropa de cuero, ropa interior, etc.).
  • Transvestofilia: La estimulación sexual viene por utilizar prendas de vestir especialmente prendas interiores, del otro sexo.

Si deseas más información o quieres solicitar cita con nosotros                 

TERAPIA EN MADRID Y ONLINE

¡Nos adaptamos a tus necesidades! Ofrecemos diferentes modalidades:

   

   local-seo-icon-300x180Terapia Presencial en Madrid

  Captura de pantalla 2018-01-03 a las 15.38.21   Terapia Online por videoconferencia

NEWSLETTER

¡Se el primero en enterarte de todas nuestras novedades! Suscríbete ahora y recibirás nuestro EBOOK DE MANERA GRATUITA.

CONTACTA CON NOSOTROS

Para resolver cualquier tipo de duda o reservar tu sesión, puedes contactarnos a través de:

 

Captura de pantalla 2018-01-04 a las 17.12.17 La web: PIDE TU CITA

EMAIL WEB Email:  info@laraferreiro.com              

Captura de pantalla 2018-01-03 a las 15.38.12 Llamada o Whatsapp: + 34- 611-04-26-21